Alergias al olivo

En: AOVE y salud Fecha: miércoles, septiembre 8, 2021

Como cada año, la llegada de la primavera suele traer consigo el regreso de múltiples alergias que suelen incomodarnos e, incluso, hacer nuestro día a día mucho más amargo.

Una de estas alergias más comunes es precisamente la que veremos hoy en este artículo: las alergias al olivo ¡Toma nota!

Alergia olivo síntomas

Es fácil reconocer los síntomas de la alergia al polen o las gramíneas del olivo: estornudos, lagrimeo de los ojos, picor en la garganta, rinitis, asma bronquial e, incluso, alteraciones en la piel como la dermatitis atópica o urticaria.

¡Qué esto no te asuste! Por que, aunque los síntomas sean muy variados (y molestos), son también muy leves. 

Además, es importante destacar que se trata de una de las enfermedades alérgicas más frecuentes, ya que la padece un 30% de la población. 

¿Has tenido alguno de estos síntomas?

 

Alergias al olivo

 

Debemos remontarnos a los años 90 para descubrir la proteína causante de este tipo de alergias. Fue en este periodo cuando se identifico a la proteína Ole e 1 como la causa de la mayoría de los alérgicos al polen del olivo.

Hoy en día, sabemos que otro de los principales factores desencadenantes de las alergias puede ser una predisposición genética a sintetizar anticuerpos IgE. Por supuesto, los factores ambientales también son importantes en el origen de estas enfermedades.

Ahora sabemos que existen hasta 12 proteínas diferentes capaces de producir todo tipo de alergias. De hecho, más del 20% de la población mundial sufre algún tipo de alergia y es muy probable que la cifra continúe en aumento en los próximos años.

 

Alergia al olivo 2021

 

Al comienzo del artículo comentábamos que estas alergias suelen aparecer sobre todo en primavera. El motivo se debe a que, durante los meses de mayo y junio, el olivo lleva a cabo el proceso de polinización, mucho antes de la recogida de la aceituna

La gran concentración de partículas y sobreexposición durante la polinización de la flor producen una mayor sensibilización, inflamación y, por tanto, dan origen a los síntomas que ya hemos mencionado con anterioridad.

 

Alergia al polen del olivo

 

Las personas que tienen alergia al olivo empiezan a notar sus síntomas por encima de los 500 granos de polen por metro cúbico.

Los primeros que se suelen manifestar son el picor y la sequedad nasal, seguidos de un leve lagrimeo y picor de ojos, que más tarde podría dar lugar a una gran congestión ¡Hay que tener cuidado con esto!

Los demás síntomas llegarán mas tarde, cuando nuestro organismo ya ha absorbido una gran cantidad de polen y su grado de contaminación es más elevado.

¿Qué hacer llegados a este punto? 

La medicación puede ser la respuesta más efectiva para combatir todos estos síntomas tan molestos para el desempeño de la vida cotidiana. Lo más común suelen ser los antihistamínicos orales, corticoides inhalados o incluso vacunas.

Si quieres evitar esta vía, siempre puedes tratar de prever los síntomas siguiendo estas recomendaciones:

 

- No salgas al campo ni hagas ejercicio físico al aire libre en los días de máxima polinización.

- Usa una buena mascarilla certificada FFP2, KN95 o gafas de sol para proteger tus ojos, boca y nariz para evitar la entrada de polen en tu organismo.

- Cuando viajes en coche, cierra las ventanillas y evita la entrada de aire del exterior cerrando las rejillas de ventilación.

- Incluye en tu rutina las limpiezas nasales con agua marina o suero fisiológico durante la primavera.

 

Si eres de los que sufre alergias de este tipo ¡Todos estos consejos te vendrán de maravilla! Desde Oliva del Sur esperamos que te sirvan de gran ayuda.

Comentarios

Déjanos tu opinión